La señal de la paz

 

Jesus, después de resucitar de entre los muertos, dijo a sus discípulos “La Paz esté con Vosotros.”  Durante la Misa, nosotros recordamos estas palabras, así como la paz que Cristo ha merecido para nosotros por su muerte y resurrección. Compartimos un “signo de la paz”, que está destinado a ser un signo del amor, la paz y la comunión que existe dentro de la comunidad cristiana. Por desgracia, a veces, el signo de la paz durante la Misa ha perdido este significado y no es más que una oportunidad de decir “Hola” a los demás, y algunas veces la gente pone a conversar, lo cual puede ser una distracción inmediatamente antes de la comunión.

 

Recientemente la Congregación para el Culto Divino y los Sacramentos publicó una “Carta circular” a los obispos con relación a la señal de la paz en la Misa. Esta carta nos recuerda que el intercambio de la paz es opcional y se puede omitir a veces. También corrige algunos malos hábitos, tales como:

 

– Cantar una “canción de la paz”, durante el intercambio de la paz

– Las personas que dejan sus bancas para intercambiar paz con los demás

– El sacerdote deja el santuario para intercambiar paz con algunas de las personas.

– En determinadas celebraciones, el signo de la paz se convirtierte en una oportunidad para saludar a los demás, dar el pésame o la enhorabuena.

 

Hay un montón de tiempo para saludar a nuestros amigos antes y después de la Misa – por favor mantener un clima de oración durante el intercambio de la paz.

 

Para obtener más información por favor lea:

 

Circular Letter of Congregation for Divine Worship and Sacraments (en Español)

 

Summary in English